Se puede suponer que los portátiles gaming — es cualquier modelo potente. Como regla general suele ser así, pero no siempre. Para la ejecución de los juegos exigentes el hardware debe ser no solo potente, sino que también equilibrado.

Un procesador débil o la falta de RAM pueden convertirse fácilmente en un “cuello de botella”, cuando el bajo rendimiento de un componente impide el potencial de otro más potente.

Además, algunos elementos del portátil pueden ser demasiado potentes incluso para los juegos más “voraces”, por lo que se corre el riesgo de pagar demasiado por el ordenador.

El mejor portátil gaming del mercadoVer detalles Ver precio
El mejor portátil gaming en calidad-precioVer detalles Ver precio
El mejor portátil gaming baratoVer detalles Ver precio

En esta guía te explicaremos lo que hay que tener en cuenta y en que hay que fijarse a la hora de elegir un buen portátil gaming.

¿Por qué la tarjeta gráfica es componente importante para gamers?

A la hora de elegir un portátil para juegos lo primero que hay que tener en cuenta es la tarjeta gráfica y el procesador. Son los componentes claves de los que va a depender el rendimiento en los videojuegos.

Es importante entender que tipo de rendimiento necesita y en ello te van a ayudar las siguientes cuestiones. ¿Con qué número de fotogramas por segundo (FPS) te sentirías cómodo? ¿Cuándo estarás preparado para sustituir tu dispositivo por uno nuevo y más potente?

Son cuestiones a tener en cuenta, porque un portátil es una solución «llave en mano» y sustituir una tarjeta gráfica en él, como en un PC de sobremesa, no será posible en la mayoría de los casos.

También es fundamental decidirse por un fabricante de tarjetas gráficas. Hoy en día hay dos empresas en el mercado: Nvidia y AMD. En la comunidad de jugadores consideran que los primeros rinden más que los segundos, y las cifras de rendimiento de las pruebas y los juegos tienden a confirmarlo.

Muchos fabricantes limitan artificialmente la potencia del chip. Esto no se hace por maldad, simplemente si los ingenieros diseñan un portátil fino, no hay forma de meter un sistema de refrigeración potente dentro que pueda con todos los componentes calientes. En estos casos hay que fijarse en los valores TDP.

Las principales ventajas de los chips de Nvidia son los núcleos de procesamiento separados para el trazado de rayos y los núcleos tensoriales separados. Los primeros son más eficientes a la hora de calcular el movimiento de la luz en los juegos RTX. Estos últimos son necesarios para que funcione correctamente otra tecnología, DLSS, que permite ejecutar juegos a una resolución inferior sin perder calidad visual.

Respecto al AMD, los modelos actuales de la empresa tienen un buen rendimiento. Además, AMD tiene su propia contraparte DLSS llamada FidelityFX Super Resolution. No requiere núcleos tensoriales separados y aun así lo hace casi tan bien como su competidor. Lo único importante que hay que recordar es que es aconsejable comprar un chip de vídeo AMD junto con un procesador de la misma compañía.

Si quieres el máximo rendimiento, merece la pena considerar los portátiles con RTX 3070 (8 GB) y RTX 3080 (16 GB) o la homóloga Radeon RX 6800M (12 GB) de AMD.

La RTX 3070 está diseñada para juegos con resolución de 1440p (QHD): debería ser suficiente para jugar a los títulos modernos a 60 FPS con ajustes altos, pero sin trazado de rayos.

La RTX 3080, por su parte, podrá ejecutar algunos proyectos en 2160p (4K). Pero eso no tiene sentido, ya que la mayoría de los portátiles vienen con una pantalla de 1080p (FullHD), a menos que vayas a conectarlo a un televisor u otro monitor. Un ejemplo del portátil gaming de estas características podría ser Razer Blade 15 Advanced model.

A día de hoy, mi recomendación es apostar por los portátiles gaming con tarjetas gráficas Nvidia que te seguirán dando un rendimiento óptimo durante años.

Procesador: Intel vs AMD

Existen más matices con la elección de la tarjeta gráfica, pero a partir de allí todo es mucho más fácil.

Es difícil equivocarse en la elección del procesador y hay dos razones para ello. En primer lugar, los modelos actuales de los portátiles suelen venderse con los procesadores actuales, por lo que no es necesario elegir entre generaciones.

En segundo lugar los procesadores duran mucho más que las tarjetas gráficas. Esto significa que cualquier modelo actual mostrará resultados buenos y le servirá al jugador durante largo periodo del tiempo.

Sin duda, los modelos más caros ofrecerán un mejor rendimiento, pero pagar de más no merece la pena por el rendimiento extra al ser marginal. Es absurdo pagar 200 € de más por un 4% más de rendimiento.

Procesador

La fabricación de un chip del procesador.

Para los portátiles actuales los procesadores son fabricados por Intel y AMD. Muchos jugadores consideran que las soluciones de AMD son mejores en los últimos años, pero esto no siempre se corresponde con las pruebas.

Los procesadores Intel de 10ª / 11ª generación obtienen mejores resultados de media que la serie Ryzen 5000 de AMD. Por lo tanto, si solo te interesa el rendimiento en los juegos, tiene sentido que te fijes en Intel.

Recuerda que antes de la compra es importante consultar las pruebas de estrés que se hicieron para un procesador deseado. Si el dispositivo muestra un rendimiento estable tras una prueba larga y la temperatura del núcleo no supera los valores críticos de +90…95 °C, significa que todo va bien.

De lo contrario no se puede evitar el «Throttling«, una fase en la que los componentes se calientan tanto que el sistema se ve obligado a limitar drásticamente el rendimiento para evitar el sobrecalentamiento.

En cuanto a Ryzen, son buenos procesadores que muestran un rendimiento decente. También tienen una considerable ventaja para quienes utilizan frecuentemente un portátil sin fuente de alimentación. Los procesadores AMD son más eficientes energéticamente que los Intel: a igualdad de condiciones, un portátil con Ryzen durará más.

La conclusión es obvia, si la compacidad es fundamental para ti y vas a usar mucho el portátil con la batería, opta por el Ryzen. Si lo que buscas es el rendimiento, tiene sentido mirar más los procesadores de Intel.

La pantalla, matriz y sistema de refrigeración

La diagonal de pantalla es principalmente una cuestión de preferencia. La mayoría de las veces la elección del comprador pasa por dos opciones: 15,6 o 17 pulgadas.

Un portátil de 17 pulgadas tiene una pantalla más grande, pero es poco probable que quepa en una mochila de tamaño medio. Además, los dispositivos de 17 pulgadas suelen ser bastante más caros.

Por otro lado, si quieres utilizar el portátil para trabajar y adquieres un modelo con una pantalla de alta resolución —QHD y superior, una gran diagonal te facilitará mucho las cosas a la hora de utilizar los programas de edición o montaje— así es mucho más cómodo de trabajar en los proyectos grandes.

Ahora pasamos a hablar un poco sobre la matriz, porque no solo importa su tamaño, sino también su calidad. Lo primero a lo que hay que prestar atención es a la resolución. Para los jugadores este es un aspecto importante, ya que el número de píxeles afecta en gran medida a la carga de la tarjeta gráfica.

En los casos en los que un juego está muy limitado por el rendimiento del chip de vídeo, aumentar la resolución puede reducir la frecuencia de imagen considerablemente. Por esta razón un portátil con una resolución superior a FullHD solamente debería ir junto a una tarjeta gráfica potente.

Otro parámetro importante para los jugadores es la frecuencia de refresco de la pantalla. Las cuatro frecuencias de refresco más populares del mercado son: 60, 144, 240 y 300 Hz. Si el portátil no es muy potente solo vale la pena considerar los 60 Hz. Los 144 Hz es el nuevo estándar en los portátiles gaming: estas pantallas son integradas en casi todos los modelos actuales con tarjetas gráficas como RTX 3070 y 3080.

En muchos juegos modernos la velocidad de fotogramas se eleva por encima de los 60 Hz, por lo que apostar por 144 Hz es muy buena idea. Además, incluso en el sistema los 144 Hz se notan más suaves que los 60 Hz habituales. Utilizar un portátil con este monitor para las tareas diarias es un placer.

240 Hz y superior es una exageración para un gamer. Este valor es necesario para los jugadores profesionales que compiten — en los juegos multijugador, la velocidad de reacción es fundamental.

También es muy importante prestar atención al tipo de la matriz. Hoy en día los mejores son IPS y OLED. IPS es un clásico de las pantallas modernas y la mayoría de portátiles ofrecen este tipo de matriz. Combina una buena transmisión del color y un brillo decente.

Las pantallas OLED a menudo se colocan en portátiles profesionales para trabajar con fotos y videos. Pero es bastante criticado por su brillo relativamente bajo, por lo que trabajar fuera en la calle con él no será muy cómodo. A cambio estas matrices tienen un contraste muy alto y una buena transmisión del color que permiten ver el contenido a placer.

Independientemente del tipo de la matriz que os guste, siempre es buena idea investigar las características más detalladas de la pantalla antes de comprarla. En particular nos interesa el tope de brillo y la gama de colores. Con estas propiedades se puede saber lo bonita que se verá la imagen en la pantalla, así como lo cómodo que resultará su visualización para los ojos.

La imagen muestra el brillo en nits y la cobertura de los colores.

Por ejemplo, si piensas utilizar un ordenador en el exterior, es aconsejable buscar un portátil con un brillo al menos 450 nits. Para el uso doméstico, los requisitos son menos estrictos: 250-300 nits deberían ser suficientes.

Intenta buscar modelos con una cobertura cercana al 100% de sRGB. Y por si necesitas trabajar mucho con colores y procesar fotos, en estos casos habrá que buscar otros estándares más estrictos como aRGB o Rec 2020.

Respecto al sistema de refrigeración, otro de los consejos que te voy a dar es que no descartes las opciones gruesas de los portátiles, ahora te explico por qué. El grosor normalmente está muy vinculado al sistema de refrigeración, por lo que los portátiles finos suelen sufrir sobrecalentamientos —y en consecuencia perjudican al rendimiento. Es deseable que el grosor no sea inferior a 25 mm.

Para saber si el sistema de refrigeración es adecuado es recomendable leer atentamente la descripción, prestando especial atención al número de ventiladores y tubos de calor que hay. Intenta fijarte en la información sobre si el fabricante ha proporcionado tubos de calor separados para refrigerar la CPU y el procesador gráfico. Estos portátiles suelen ser algo más caros.

Por otra parte, mira también en el diseño de las rejillas de ventilación que tiene el ordenador. El aire puede dispersarse a lo largo de toda la longitud o a través de una ranura especial. Hay que recordar que mucho depende de los ingenieros que diseñaron el sistema de ventilación. Pero siempre voy a recomendar para portátiles potentes una base de refrigeración buena. Es mejor prevenir que curar.

¿Cuánta memoria RAM y que disco duro necesito para aumentar rendimiento?

Otro elemento importante de un portátil para juegos es la memoria RAM. En general tiene bastantes especificaciones, pero lo principal a tener en cuenta es el tamaño y el estándar.

La cantidad de memoria también juega un papel fundamental. Hoy en día 16 GB es el tamaño ideal para los juegos. Si la capacidad es menor, no será suficiente ni para los juegos, ni tampoco para un uso intensivo en la oficina.

Por otro lado, si utilizas tu portátil para tareas de trabajo como el renderizado o el diseño gráfico, lo ideal es que busques un dispositivo con 32 GB de memoria. Esto es especialmente vital para aquellos que ejecutan varios programas de gran consumo de recursos al mismo tiempo.

Con el disco duro, todo es bastante sencillo. El estándar actual son las rápidas unidades SSD. Sin embargo, muchos fabricantes siguen poniendo discos duros lentos del tipo HDD en sus portátiles. Por lo general esto solamente afecta a la velocidad de carga de los juegos y al sistema operativo, pero esto puede cambiar en un futuro próximo.

Por otra parte, cabe mencionar que la memoria RAM y el disco duro son los únicos componentes del portátil que a menudo pueden ser sustituidos. Lo único que hace falta es que estos componentes no estén desoldados en la placa base del portátil.

¿Qué componente para ti es el más importante en un portátil gaming?

El teclado, puertos y conectividad

Lo último que hay que decidir a la hora de elegir un portátil gaming es el teclado y número de puertos. En ambos casos todo depende de tus preferencias.

Respecto al teclado, a algunos les gusta el recorrido de las teclas que sean más suaves, a otros no tanto. Sin embargo, hay que tener en cuenta un par de aspectos.

En primer lugar, la uniformidad de la pulsación de las teclas largas, como la barra espaciadora o la tecla Shift (Mayúscula). En algunos portátiles de mala calidad, la membrana que fija la presión sobre las teclas está colocada de tal forma que no reacciona al pulsar en el borde más largo de la tecla. El problema es aparentemente menor, pero será muy molesto si tu trabajo consiste en escribir constantemente.

En segundo lugar, la presencia de un Numpad dedicado. Muchos usuarios encuentran muy útil el teclado numérico dedicado en el lado derecho. Se puede encontrar en casi cualquier portátil con una diagonal de 17 pulgadas. Pero no todos los fabricantes ponen el Numpad en modelos más pequeños. Toma nota de esto.

Con los puertos no hay mucho misterio. Considera de antemano cuántos dispositivos externos vas a conectar a tu ordenador. Si vas a utilizar ocasionalmente tu portátil como un sustituto completo del ordenador de sobremesa, probablemente tendrás que conectarle un teclado, un ratón y un monitor externo.

Asegúrate de que tu portátil tiene un puerto HDMI y —aparte de los USB estándares— no estará de más tener al menos un puerto de tipo C para el uso de pequeños cargadores cuando se trabaje fuera de casa. Si haces fotos o simplemente usas tarjetas SD, algunos modelos también llevan ranuras separadas para ellas.

Hoy en día, los puertos suelen estar situados en los laterales del ordenador. Sin embargo, en los últimos años la colocación alternativa (detrás del monitor) se ha hecho más popular. En mi opinión, esta opción es mucho más conveniente si se conectan varios dispositivos al mismo tiempo —los cables “se esconden” detrás de la cubierta de la pantalla y no desordenan el espacio de trabajo.

Y por último la conectividad, personalmente me gusta jugar más con internet por cable, aunque en muy pocas ocasiones tengo que tirar de la conexión WiFi. Para los gamers que juegan online utilizando la conexión inalámbrica, recomendaría adquirir un portátil gaming con el nuevo estándar WiFi 6 que ofrece una red más rápida.

Puntos claves a tener en cuenta

¿Aún después de leer la guía sigues con algo que no te cuadra? Para ello te he preparado un artículo sobre los mejores portátiles gaming y una tabla resumen para que te guíe en tu decisión.

* Nota: si ves la tabla desde un dispositivo móvil, puedes ver todo el contenido desplazándote con el dedo.

¿Qué procesador elegir?Tarjeta gráfica (mínimo recomendado)Pantalla (frecuencia + gama de colores)RAM (mínimo recomendado)¿Para quién?Portátil gaming acorde a las características

¿Quieres más rendimiento? Elige Intel

¿Quieres más eficiencia energética? Elige AMD

RTX-3080240 Hz +
aRGB;
Rec 2020;
sRGB 100% – (Perfil Pantone)
32 GB– Gamers profesionales
– Arquitectos
– Diseñadores gráficos
– Montadores de video
Ver portátil
RTX-3070
RTX-3060
144 Hz +
sRGB cercano al 100%
16 / 32 GB– Core gamers
– Ingenieros
– Programadores
Mejor ordenador portátil para jugar Ver portátil
RTX-3050
RTX-2060
RTX-1650
60 Hz +
sRGB cercano al 100%
16 GB– Gamers casuales
– Estudiantes
– Trabajos de oficina
portatil gaming económico Ver portátil

Aquí puedes recurrirte a una búsqueda más avanzada para encontrar más opciones.

Preguntas frecuentes

Te comparto por aquí mi artículo sobre los mejores portátiles gaming el que reviso y actualizo constantemente.
Existen numerosas tiendas online donde se puede adquirir un buen portátil gaming. Por mi experiencia la tienda virtual más segura y con muchas opciones de compra y ofertas es el Amazon.

La durabilidad de un portátil gaming depende básicamente de los siguiente puntos:

  • El uso que le damos y como lo cuidamos.
  • Cuanto más potentes sean los componentes de hardware, más tiempo soportarán los juegos modernos.
  • El diseño del sistema de refrigeración juega un rol importante, ya que evita sobrecalentamientos.
  • Si ordenador es apto para la actualización de los componentes a otros más nuevos.
  • Y por supuesto el mantenimiento, por ejemplo, el cambio de la pasta térmica al tiempo.

Un portátil gaming con buenas características perfectamente puede durar 5 o incluso más años, depende de como vayan evolucionando los videojuegos y demás tecnologías.

Para nosotros tu opinión es muy importante. Si la compartes en los comentarios, nos ayudas a seguir proporcionando un contenido valioso para ti y los demás lectores.